Flory & Alejandro

“Mia es una perra muy inquiera, pero con el adiestramiento ha mejorado conducta y socialización con otros perros. También ha aprendido a ser más educada”